dientes de leche

Empastes en los dientes de leche

Los hábitos alimenticios han cambiado en los últimos años. En el caso de los niños, en muchas ocasiones, esto provoca la ingesta de mayores cantidades de azúcar, el consumo de zumos o refrescos edulcorados y la sustitución de alimentos duros por otros más blandos que exigen menos esfuerzos para su masticación. Estos cambios sumados a una mala higiene oral han derivado en un aumento en la incidencia de la caries dental en los niños. Sin embargo, ¿es necesario o merece la pena un empaste en los dientes de leche? Y en caso afirmativo ¿para qué si terminará por caerse? Desde la Clínica Dental Dres. Bratos vamos a responder a estas preguntas que tanto preocupan a los papás.

Generalmente los bebes nacen sin dientes y es a partir de los seis meses, siempre en función de cada niño, cuando empiezan a aparecer los primeros dientes de leche. No debemos lo importante que es contar con unos dientes de leche sanos y en buen estado hasta que se terminen sustituyendo de manera natural por la dentición definitiva. Una dentición temporal adecuada juega un papel muy importante en:

  • La masticación: una dentición temporal correcta permite repartir de forma equilibrada las fuerzas y evita sobrecargar el resto de la dentición
  • La fonación: permitiendo una correcta articulación de las palabras.
  • El correcto crecimiento de los maxilares
  • Un buen desarrollo social

Además, si tenemos en cuenta que, en algunos casos el niño puede tener los molares de leche hasta cumplir los 12 años, los dientes de leche nos ayudan a guardar el espacio al diente permanente. De igual forma actúan como guía para los dientes definitivos, manteniendo así el espacio adecuado para el momento en el que éstos erupcionen, facilitando una correcta oclusión de los dientes definitivos.

Sin embargo, los dientes de leche son más permeables y ante una infección como la caries pueden evolucionar muy rápido generando flemones que drenan entre las raíces de las muelas, justo encima del diente definitivo que se está formando debajo. Por otro lado, la caries dental es una enfermedad infecciosa y contagiosa causada por gérmenes y como tal, es imprescindible tratarla para evitar que la infección pueda, en casos puntuales llegar a trasladarse a otras partes del cuerpo.

Es por ello que desde la Clínica Dental Dres. Bratos aconsejamos que las citas de los niños se produzcan cada seis meses, para poder detectar las caries a tiempo además de cualquier otro tipo de problema. Consideramos que es preferible que el primer tratamiento que tengamos que hacerles sea un pequeño empaste por detectar una caries a tiempo en un diente de leche en una revisión y no que venga por dolor y su primer contacto con los tratamientos sea una extracción.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *